Las leyes de la frontera


Autor:
Javier Cercas

Año: 2012

Con esta novela, Javier Cercas nos presenta una historia de sentimientos y lealtades, con un cierto tono de crudeza.

La historia gira en torno al Zarco, un conocido delincuente, sobre cuya vida un escritor pretende elaborar un libro. Para ello cuenta con el testimonio de algunas personas que en un momento determinado coincidieron con él por distintos motivos. De todos ellos, destaca uno “el gafitas” que es el verdadero protagonista de la novela.

El gafitas contaba con 16 años en 1978 cuando por una dura experiencia vivida con unos compañeros acabó formando parte de la banda del Zarco, cuando todavía era un delincuente juvenil. Entre ellos dos y Tere, compañera inseparable del Zarco, se formará un trío cuyos afectos, deudas de honor y sentimientos perdurarán mucho más allá del tiempo en el cual el gafitas compartió fechorías con ellos.

La historia se desarrolla fundamentalmente en Gerona y recrea el ambiente marginal en esta ciudad en la época de la transición. Asimismo, se describe a través del Zarco, el nacimiento de la figura del delincuente juvenil que, a través de sus hazañas dentro de la ilegalidad, es capaz de construir una leyenda a su alrededor, a la que quizás de manera irresponsable, contribuye la prensa, la televisión,  el cine e incluso los políticos. Dicha irresponsabilidad es descrita en un tono crítico, poco explícito, en la novela.

También se aborda de forma cruda la imposibilidad de reinserción de ciertos delincuentes, incapaces de llevar a cabo una vida normal fuera de la cárcel, a pesar del interés por parte de determinados agentes sociales de conseguirlo, simplemente por intenciones partidistas.

Pero quizás lo más interesante de la novela es la manera en que se describe  como las vivencias de una etapa adolescente pueden cautivar a una persona, hasta el punto de tomar decisiones erróneas, varias décadas después, en virtud de sus sensaciones de lealtad y amor subyacente.

También se describe crudamente la frontera existente entre los barrios marginales y los barrios pudientes de una ciudad, a finales de los años 70,  y como, a pesar de la llegada del progreso y el desarrollo económico, los habitantes de los primeros llevarán marcado ese pasado hasta el punto de que les será muy difícil integrarse en un modo de vida de la clase media.

Por poner una pega, no me resultó muy creíble la multitud de acontecimientos y la inmersión dentro del mundo de la delincuencia que se produce en tan sólo tres meses.

Los comentarios están cerrados.