Malena es un nombre de tango

vodqh7z

Autora: Almudena Grandes

Año: 1994

No suelo repetir con un libro de un mismo autor, sin intercalar otros de por medio pero, en este caso, la curiosidad que me despertó la primera obra de esta autora, me animó a comenzar otra de sus obras más conocidas y, el resultado no ha podido ser mejor. Supongo que para muchos no será una sorpresa ya que, han pasado muchos años desde su publicación, con un gran éxito de crítica en su día, y habrán tenido ocasión de leer esta obra. Pero lo cierto es que, mientras escribo estas líneas, sé que durante unos días voy a echar de menos a Malena, sentimiento que se siente por aquellos personajes de relatos literarios que te cautivan hasta el punto de convertirlos en temporales compañeros de tus días.

En primer lugar, querría destacar que la sinopsis que acompaña a al libro no le hace justicia y es una escueta referencia a una parte de la obra. En efecto,Malena nace en una familia complicada,y estas complicaciones la perseguirán toda su vida pero, si el lector espera que la narración trascurra orientada hacia la resolución de un oscuro y maligno secreto, se equivoca. Por suerte, esta obra es mucho más, destacando, en primer lugar, por un estilo dotado de una riqueza narrativa brillante, tanto en la forma, con un lenguaje exquisito (sin resultar espeso, como en otros casos), como en el fondo, diciendo las cosas sin decirlas, dejándolas ahí para que el lector las interiorice, analice y saque sus conclusiones.

El libro tiene muchos cambios de registro, no sólo porque, al abarcar una parte importante de la vida de la protagonista, desde su niñez hasta la madurez, sus percepciones y vivencias van cambiando, sino también porque cambia el entorno familiar y las figuras que son objeto de análisis. Así, mientras parece que todo va a girar en torno a la familia materna de Malena, hay una parte muy interesante que se centra en su familia paterna y, cuando de nuevo todo vuelve al entorno familiar primitivo, que parece haber marcado el devenir de Malena, se sumerge en episodios de la vida de su padre, descubriendo facetas nuevas de un personaje que hasta entonces había sido muy secundario.

Personalmente, la obra me ha parecido una gran reivindicación feminista, fruto de la exposición de dos concepciones opuestas. Por una parte la de la figura femenina tradicional, que la sociedad había conducido a ser el ideal a alcanzar, incluso aplicándole la cualidad de santidad, y por otra, la de la mujer contraria a ese papel, que no ve en la maternidad el fin último de la feminidad, lo que no es incompatible con ser madre, o que desea tomar un papel activo a la hora de dar rienda suelta a sus impulsos sexuales (en esto Malena me ha recordado un poco a Lulú, aunque sólo sea por actitud).

El relato no critica ni alaba ninguna de estas actitudes, simplemente retrata como afecta a una mujer adoptar una de ellas, estando en un entorno claramente decantado por la otra que llega a relacionar la conducta que considera equivocada, con la posesión de un defecto fisiológico fruto de una vieja maldición que persigue a una parte de la familia.

Así, con el paso de los años, Malena va descubriendo que determinadas certezas que se habían instalado en ella, algunas incluso fruto de supuestas deudas adquiridas mientras todavía era un feto en el vientre de su madre, no son tales, si bien, estos descubrimientos se producen cuando la prolongada asunción de tales certezas ya ha causado heridas, difíciles de curar.

Aparte de esto hay muchos más matices, ya que, en el libro incluso hay pasajes que se desarrollan en la época republicana o durante la contienda civil acaecida en España.  Hay referencias al primer amor y el modo en que su  fracaso puede marcar el rumbo de las posteriores relaciones, y también se abordan los conflictos entre hermanas y las consecuencias derivadas de la posición ventajista de una en relación a la otra, alimentada por la familia y por la propia asunción de inferioridad.

También valoro mucho la virtud de esta autora de dibujar personajes de forma tal que despiertan grandes sentimientos de empatía y cariño en el lector. Es una habilidad que no está al alcance de cualquier escritor y, cuando das con uno que lo consigue, se gana tu fidelidad.

Como nada es perfecto, he de decir que como en otras novelas de esta autora, me cuesta un poco entrar, porque sus comienzos no resultan muy atractivos. Quizás influya el hecho de que determinadas ideas que se van presentando resultan poco comprensibles hasta que se va avanzando un poco. No obstante, una vez que se entra en el relato, resulta complicado salir de él.

En definitiva, una novela que entrará a formar parte de mis imprescindibles y, siendo tan completa, me da la impresión de que es de esas obras que si vuelves a leer descubres matices que se pasaron por alto en la primera lectura.

Las edades de lulú

luluAutora: Almudena Grandes

Año: 1989

Estamos ante la novela que supuso el debut de su autora y que, a pesar de tratarse de una novela de tintes eminentemente eróticos, la catalogación de novela erótica que en la fecha de su publicación, hace casi treinta años, podría ser perfectamente aplicable, actualmente podría llevar a equívocos, ya que, la proliferación en los ultimos años de novelas que han popularizado este género, a base de historias románticas subidas de tono, hace prever un resultado que no tiene mucho que ver con “Las edades de Lulú”.

Esta novela narra la evolución vital de una niña nacida en una familia numerosa, que nunca ha recibido un gran afecto familiary que vuelca sus afectos en su hermano Marcelo. Será Pablo, el inseparable amigo de éste, quien a temprana edad la inicie en los placeres del sexo y, a lo largo de los años, recorrerá con él un camino de continua exploración hasta que, un hecho marcará un antes y un después en la relación.

El erotismo que destila esta novela es más depravado y marginal que el que se pueda encontrar en las novelas más contemporáneas de este género, ya que, se describen apetitos sexuales menos convencionales e intervienen protagonistas que aún lo son menos, dotando a la narración de un cariz más irreal, por lo inédito y hasta retorcido y, a la vez más real, por la total ausencia de personajes irreales, increíbles ganadores natos que no faltan en otras novelas del género.

Este es un aspecto que me ha gustado mucho en la novela, que se atreve a entrar en un terreno complicado, muy alejado de convencionalismos y posiblemente cercano a la enfermiza inmoralidad, para los más convencionales, y lo hace sin renunciar a la participación de los eternos perdedores que siempre pueblan estos mundos por los que Lulú, ávida y curiosa, siempre muy sumisa a las pulsiones que su cuerpo demanda, se va adentrando peligrosamente. Supongo que el contexto temporal en el que fue escrita la novela, en la década en la quese produjo la mayor explosión de libertad y desenfreno en la historia reciente de este país (y en la cual transcurre también la parte más atrevida del relato) ha influido en el tratamiento sin complejos, de un erotismo tan explícito y atípico para muchos, ya que, creo que actualmente la autocensura por lo políticamente correcto, dificultaría hacer una obra similar.

La narración se centra exclusivamente en Lulú, tratando a los demás protagonistas como meros acompañantes, más o menos presentes, en función de la influencia que ejercen o han ejercido sobre ella. Esto refuerza la novela en lo relativo al grado de detalle de la personalidad de la protagonista, si bien, la deja un poco huérfana de otros matices que no sean la introspección en el personaje principal. Dehecho, esta falta puede hacer que la novela se haga corta, no porque falten cosas por decir, sino porque puedan faltar más cosas por pasar.

Tierra sin hombres

2000px_tierra-sin-hombresAutora: Inma Chacón

Año: 2016

Novela con cierto tinte costumbrista, que describe la vida de Rosalía, y sus dos hijas, Elisa y Sabela, en una aldea próxima a Ferrol, en Galicia, a principios del siglo XX. Rosalía se queda viuda, tras la muerte de su marido, que en sucesivos viajes a Latinoamérica intentaba buscar un golpe de fortuna que permitiese cambiar el futuro de su familia, condenada a malvivir con los recursos que proporcionaba su huerta y su ganado, y los escasos beneficios de la venta de leche. Tras la desaparición de su marido, Rosalía traza un plan para el futuro de sus hijas que, en un momento dado, se ve truncado y, su respuesta a ese inesperado inconveniente, marcará el futuro de las tres, aunque no todas sean conscientes de ello.

Se trata de una novela cuyo análisis no es sencillo. En primer lugar, he de decir que me gustó bastante, influyendo en esto el hecho de desarrollarse el relato en una zona geográficamente cercana y que frecuento y conozco un poco. Me gustó especialmente el modo en que describe la vida en una aldea gallega, marcada por la subsistencia de origen rural y la incultura reinante (uno de los protagonistas destaca por ser el primero que estudia bachillerato), que permite la prevalencia exagerada de supersticiones y catolicismo, entre sus habitantes. Así, resulta curioso que en ningún momento se mencione autoridad civil alguna, mientras que el párroco constituye la principal figura en lo referente a dirigir y orientar el comportamiento de los habitantes de la aldea.

Asimismo, también se describen muy bien las diferencias de la época entre el ambiente rural y el de la ciudad, con el marcado complejo de inferioridad que señalaba a los habitantes de uno respecto a otro. Otro detalle en el que destaca la narración es en la descripción de la influencia que la trasmisión de rumores, fuesen o no infundados, tenía en la vida de la gente, ya fuese en el campo o en la ciudad. Pese a que una de las protagonistas quisiese vivir al margen de ellos, sin ser consciente de ello, su vida se verá muy influida por ellos.

Por último, la novela constituye un homenaje a las “viudas de vivos”, como se denominaba a las mujeres que se quedaban solas con sus hijos, durante largos períodos en los cuales sus maridos se hacían a la mar para buscar suerte en el continente americano, con resultados poco satisfactorios en la mayoría de los casos, ya que, si bien quedan para la posteridad los casos de aquellas personas que tuvieron suerte y volvieron siendo poseedores de un gran patrimonio, fueron muchos más los que volvieron peor de lo que partieron, aunque sólo fuese por acarrear una derrota a cuestas.

En relación con la trama que construye la autora, esta es en mi opinión la parte menos buena de la novela. La tela de araña que teje en torno a los personajes se vuelve tan tupida que en mi opinión, resulta complicado darle una resolución que parezca creíble o, incluso en algunos aspectos, comprensible.

Tampoco me han gustado demasiado los saltos temporales que se producen en la narración, No me refiero a los cambios entre la narración principal y los fragmentos que se intercalan al inicio de cada pasaje, que se introducen dosificando la información y que suponen un elemento creador de cierto desconcierto para incrementar la intriga respecto a la resolución final. Me refiero a los saltos en el tiempo que se producen en el relato principal, que,en ocasiones, dificultan seguir claramente el transcurso del relato.

Pese a ello, reitero que la novela me ha gustado y recomiendo su lectura.

Así empieza lo malo

portada-asi-empieza-malo

Autor: Javier Marías

Año: 2014

Novela ambientada en la época de la transición española, que transcurre en la casa de Eduardo y Beatriz, un matrimonio que, a pesar de que un día fue feliz, un secreto episodio hizo que el desprecio que él manifiesta hacia ella sea notorio, especialmente para Juan, un joven recién licenciado que entra a trabajar como secretario de Eduardo, director de cine, que se dedica fundamentalmente a buscar fuentes de financiación para sus proyectos. Juan se involucra cada vez más en la vida familiar e intenta desentrañar que fue o que ocurrió para que la relación se deteriorase de la forma en la que lo hizo.

Como otras novelas de este autor, esta se caracteriza por una prosa deliciosa, posiblemente a un nivel al alcance de muy pocos, que comparte protagonismo con la trama, que suele ser simple en su desarrollo, pero brillante en su ejecución. Asimismo, la riqueza de la narración se adentra en aspectos relativos a costumbres y psicología de la conducta humana que, normalmente no se suelen encontrar en las novelas, salvo que dichos aspectos sean una parte estructural del relato. Esto puede hacer que, para determinados lectores, algunos pasajes del relato se puedan hacer un poco espesos si lo que buscan es un relato en el que primen los hechos y no tanto la forma de contarlos.

En este caso, además, nos encontramos con personajes complejos y poco habituales, al formar parte de una cierta élite cultural, que asumen con relativa naturalidad, resultando muy creíbles

También me ha gustado la controversia histórica que plantea el autor sobre ciertas actitudes de personas que, habiendo sido afines al régimen dictatorial (y habiendo disfrutado de réditos por ello), en la nueva época intentaban travestirse ante la nueva realidad democrática, visualizándose como personas que habían sido críticas con el régimen. Pese a una condena inicial de tales comportamientos, incluso citando casos concretos sin nombrarlos, el protagonista acaba adoptando una actitud práctica de aceptación de dicha conducta, en la medida en que dicho comportamiento no le hbiese perjudicado y, alegando la imposibilidad de juzgar un comportamiento colectivo que, ya fuera por acción u omisión, había adoptado la gran ´mayoría social, por afán de supervivencia.

En resumen, novela muy recomendable para los fieles de este autor.

El día que el cielo se caiga

Autora: Mega Maxwell9788408155874

Año: 2016

Traigo de nuevo a una autora especialista en novela ligera, normalmente de tinte romántico.. En esta ocasión, la autora cambia un poco de registro y, si bien, mantiene su estilo simple, sin demasiadas pretensiones, más allá de contar de forma sencilla y sin rodeos un relato para entretener, creo que se merece un análisis un poco más detallado.

Alba y Nacho se conocen cuando siendo muy niños, éste último pierde a sus padres y, al comenzar una nueva vida con su abuela, sus nuevos vecinos, la familia de Alba, se convierten en una segunda familia hasta el punto de que entre él y Alba se establece una relación de amistad y hermandad.

El relato, que comienza en los años 70, se desliza luego por los años 80 y luego por los 90. A través del tiempo, la relación entre Alba Y Nacho sufre altibajos motivados por los diferentes caminos que toman sus vidas pero, un suceso en la vida de Nacho les une definitivamente para siempre.

La historia combina fundamentalmente drama y romanticismo, pudiendo reconocerse fácilmente elementos típicos de la autora, pese al cambio temático, como pueden ser la perfecta familia unida (o casi), los personajes que derrochan tierna simpatía y campechanía en todo momento o las continuas canciones que componen una banda sonora del libro, con título y artista detallados.

No obstante, en esta ocasión la novela aborda un importante problema social de aquellos días (no entraré en detalles para no destripar la novela) y pone de manifiesto una realidad que, si bien, ha sido ajena para quien no ha estado en contacto directo con ella, para los afectados tuvo que haber sido muy dura. Esta parte es algo que me ha gustado de la novela. También me ha gustado el positivismo que la autora ha intentado introducir en una situación trágica, condenada sin remedio a un triste desenlace.

Otro aspecto que me ha llamado la atención es la construcción de una relación de amor fraternal, difícilmente imaginable u observable. Se hace difícil imaginar esa relación sin más implicaciones afectivas y, por ello, la forma en que la autora lo resuelve (de nuevo, no entraré en detalles para no desvelar nada) me gustó, a pesar de que posiblemente fuese la única opción que tenía.

Al hilo de esta novela, me gustaría llamar la atención a autores y correctores acerca de ciertas incongruencias que se producen cuando se hacen cronologías en las que, uniendo tiempos y edades (como sucede con Víctor y su hermana), los números no casan y es algo que con unas simples sumas se puede solucionar.

En resumen, novela entretenida, que se lee muy fácil, y combina amor y drama, con grandes dosis de emotividad y exaltación de los sentimientos.

Sin una palabra

sin-una-palabra-9788499083186Autor: Linwood Barclay

Año: 2007

Cynthia es una niña de 15 años que sufre la traumática situación de que un día, al levantarse, descubre que su familia ha desaparecido. Tras lidiar durante más de 20 años con ese trauma, decide aceptar que un programa de televisión rescate el caso para intentar buscar nuevas pistas sobre que pudo haber sucedido aquel fatídico día. A raíz de la emisión del programa, empiezan a suceder extraños sucesos relacionados con aquella extraña desaparición.

Se trata de una novela con buenos mimbres para entretener. No obstante, he de decir que al principio se me hizo un poco lenta y, a medida que el relato iba cogiendo ritmo y acción, se me fue haciendo demasiado familiar. Me explico, los giros que iba tomando la trama me recordaron mucho a típicas películas de este género.

Personalmente, no me agrada demasiado estar leyendo un libro y tener la sensación de que estoy viendo una película porque el relato adopte elementos tópicos de películas que hemos visto muchas veces. Tampoco me gusta esa costumbre norteamericana de tener que explicar todo , de forma tan clara, que la narración se vuelve poco natural.

Me inclino a pensar que el mercado en el cual la novela tuvo gran éxito (según las crónicas) fue el norteamericano, porque se aleja bastante de los estándares europeos de novela de suspense. No obstante, sólo por saber que le pasó a la familia de Cynthia, creo que se merece una oportunidad.

Luz de otoño

unademagiaporfavor-ebook-libro-luz-de-otono-joseph-maga-portadaAutor: Joseph Maga

Año: 2014

Alex es un joven recién entrado en la treintena a quien, la llegada de la crisis en 2008, altera totalmente su vida, al perder su trabajo y su relación de pareja. Tras ello, y, motivado por un extraño paquete que le envía un cliente del trabajo que acaba de perder, emprende un viaje a Suiza, donde conocerá a Joseph, un octogenario con un fascinante pasado que compartir, y a Sophie, una  extravagante chica que le ayudará a superar su antigua relación.

Resulta una novela complicada, y ahora explicaré la razón de esta opinión. En primer lugar, el papel de Alex, el que parece ser el protagonista principal de la novela, se va diluyendo en relevancia, en favor de Joseph, cuya historia vital crece en importancia a lo largo de la novela. Esto no tendría por qué ser un problema en sí mismo, pero lo es en la medida en que el personaje que se va convirtiendo en principal aporta una serie de historias sin un hilo conductor hacia un objetivo definido. Del mismo modo, la historia del padre de Joseph, que transcurre al principio de la novela, en paralelo al relato principal, no aporta nada realmente interesante para la trama.

Asimismo, la historia que parece la trama principal, en torno a Alex, está constituida por una serie de sucesos difícilmente creíbles y con poca consistencia. El giro final, que sí me ha parecido brillante, puede justificar en parte dichas deficiencias pero, la idea general que queda, es que a la novela le falta un rumbo, Es decir, es como si el autor tuviese un conjunto de ideas interesantes que no ha sido capaz de unir eficientemente para crear un conjunto que resulte interesante.